Noticias en idioma armenio

Armenia tiene la tasa de desempleo femenino más alta de los expaíses soviéticos

Informe de la OIT

desempleo-femeninoEreván (RFE/RL).- De acuerdo con el último informe de la Organización Internacional del Trabajo, publicado antes del 8 de marzo, Armenia tiene la tasa de desempleo femenino más alta entre los países postsoviéticos.

Según los datos, el 17.3% de las armenias mayores de 25 años no puede conseguir trabajo, más del doble que en Letonia, el siguiente en la lista, cuyo número alcanza el 8,6%. A su vez en los dos países vecinos, Georgia y Azerbaidján, la cifra es de 7.7% y 4,8%, respectivamente.

Por su parte, los datos del Servicio Nacional de Estadística del año pasado, mostraban que en Armenia había 76.624 desempleados registrados oficialmente, de los cuales 50.593, es decir, más del 60 por ciento, eran mujeres.

“No existe un ambiente apropiado que promueva la protección de los derechos de las mujeres”, dijo Ani Kojoyan, profesora de la Universidad Estatal de Ereván, al servicio armenio de RFE/RL.

En este sentido explicó que no hay problemas con la legislación en sí, sino con la aplicación de la misma: “En el caso de las mujeres, el empleador puede tener en cuenta si el candidato para un trabajo es casado o soltero, si tiene un hijo o puede tenerlo más tarde. Quiero señalar que esto también depende de las mismas mujeres. Si ellas se dan cuenta de los derechos que tienen y no tienen miedo a defenderlos en las instancias adecuadas, este puede ser un buen ejemplo para el resto”.

Vale destacar que además, no solo tienen más dificultades para conseguir trabajo, sino que también reciben salarios más bajos. Numerosos estudios en Armenia han demostrado que el sueldo mensual promedio femenino es más bajo que el de los hombres en todos los sectores de la economía, aun cuando estas no posean un nivel de estudio más bajo.

“Las mujeres a menudo avanzan más en el sistema de educación superior. ¿Pero a dónde irán en el futuro? Cuando una mujer no consigue un trabajo de inmediato, se puede dar una subestimación de sus habilidades y capacidades. De hecho, hay muchos factores que contribuyen a esto”, explicó Kojoyan.

Las Naciones Unidas también abordaron esta brecha salarial en Armenia el año pasado. Los autores del informe, titulado “Mundos aparte: Salud reproductiva y derechos en una era de desigualdad”, afirmaron que muchos hombres armenios exigen que las mujeres tengan educación superior, pero más adelante no permiten que trabajen.

Al presentar este informe el representante asistente del Fondo de Población de la Naciones Unidas, Garik Hayrapetian, insistió en que la eliminación de la discriminación entre mujeres y hombres podría tener un impacto positivo en el desarrollo económico del país. “No se puede dejar afuera al 50 por ciento de la población. Entre el 7 y 9% de los hombres ha confirmado que no permitirán que sus esposas trabajen. Si este número no lo hace debido a esto, y en realidad creo que el porcentaje es mucho mayor, Armenia tiene una carga alrededor de $ 60 millones en su PIB”, dijo.

Según el informe de la OIT, la tasa de desempleo de las mujeres en todo el mundo es de alrededor del 6 por ciento, que es más alta que la tasa de desempleo de los hombres en casi uno por ciento.

Los investigadores señalan que la cantidad de empleadores masculinos es cuatro veces mayor que la cantidad de mujeres empleadoras, y esta tendencia también es válida para los puestos directivos. Se observa además que las mujeres tienden a aceptar más a menudo trabajar sin contrato, eludiendo el código laboral y sin unirse a los sindicatos.

Según el profesor Kojoyan, el problema también es perentorio para Armenia. “El Estado mismo debería estar interesado en desarrollar mecanismos para garantizar que las mujeres se conviertan en contribuyentes, porque de lo contrario el mismo Estado pierde”. Por otro lado, si lo veo desde una perspectiva feminista, esto es ante todo una violación a los derechos de las mujeres, y los programas deben estar dirigidos a aumentar la conciencia legal de ellas, haciéndolas más exigentes”, dijo.

Tags

Argentina
Arménia y Diáspora