Noticias en idioma armenio

Azerbaidján acusado de disparar durante el monitoreo de la OSCE

Bakú dijo que Armenia “desinformaba”

monitoresEreván (RFE/RL).- El Ministerio de Defensa armenio afirmó el jueves 31 de agosto que las fuerzas de Azerbaidján abrieron fuego sobre los observadores de la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa (OSCE) mientras los mismos supervisaban el régimen de cese al fuego a lo largo de la frontera entre ambas naciones.

El portavoz del ministerio, Artsrun Hovannisian, expresó que el incidente ocurrió cerca de Chinari, un pueblo ubicado en la provincia de Tavush, en el norte de Armenia. Los miembros de la organización internacional habían viajado al lugar como parte de una misión de vigilancia rutinaria, para evaluar, entre otras cosas, esta parte de la frontera fuertemente militarizada por el país azerí.

“El ejército azerí disparó contra el equipo de vigilancia cerca de la aldea de Chinari y de esta forma no pudieron cumplir su misión por un tiempo bastante largo”, dijo Hovannisian al servicio armenio de RFE/RL (Azatutyun.am). Por su parte, Tigrán Balayan, portavoz de la cartera de Relaciones Exteriores expuso lo mismo en su página de Twitter.

Desde el Ministerio de Defensa de Azerbaidján negaron rotundamente las declaraciones armenias y las calificaron como “desinformación”. En tanto expresaron que ninguno de los monitores de la organización fue testigo de alguna violación de la tregua en la zona fronteriza.

Por el momento, ni la OSCE, ni su división especial encargada de controlar el alto al fuego en el conflicto de Nagorno Karabagh emitieron declaración alguna sobre el incidente denunciado a última hora del jueves.

Según informó Hovannisian, el antiguo jefe de la misión, Andrzej Kasprzyk, estaba entre los funcionarios que habrían sido atacados por las fuerzas azeríes. Este equipo visita regularmente diferentes secciones de la frontera entre las dos naciones vecinas y de la “línea de contacto”alrededor de Karabagh, para evaluar el estado del conflicto y que se garantice la tregua.

Los presidentes de ambas repúblicas habían aceptado la ampliación del grupo de Kasprzyk cuando se reunieron en Viena durante mayo de 2016, luego de los más cruentos combates en el conflicto en más de dos décadas. Los mediadores internacionales habían presionado durante mucho tiempo por esta y otras garantías que aseguren que el pacto se cumpla.

Los delegados azeríes en la sede de esta organización en Viena declararon en marzo de este año que Bakú no permitirá que se desplieguen observadores a lo largo de la línea de contacto. En aquel momento expresaron: “Ante la no retirada de las tropas armenias en los territorios ocupados, un despliegue como este solo conduciría a una mayor consolidación del status quo y a la prolongación del conflicto”.

Tags

Argentina
Arménia y Diáspora