Noticias en idioma armenio

Colegio Armenio Arzruní: Navegando por la historia

7_Arzruni-1Mediados de mayo, el día prometía ser soleado y ninguna nube lograba verse en el cielo. Como todos los años, realizamos una salida didáctica entre los cursos de 3°, 4° y 5° años. Cuando nos subimos al micro pude ver la emoción general por la excursión, por escaparnos de la rutina y compartir con compañeros y profesores un día fuera del colegio.

En esta oportunidad fuimos al Tigre. Al llegar abordamos una lancha y navegamos por varios de sus ríos. Durante el trayecto pudimos ver las islas y, gracias a la guía turística, saber cómo viven sus habitantes y de su vida diaria en un lugar tan atípico.

Nuestra primera parada: la casa de veraneo de Sarmiento. Allí nos hablaron sobre todos los grandes aportes que el prócer realizó en la zona, ya que él fue uno de sus primeros habitantes.

Su contribución más importante fue colocar las primeras plantaciones de mimbre que luego jugaron un papel significativo en su economía.

7_Arzruni-2La siguiente parada la hicimos en un recreo donde almorzamos y pasamos un lindo rato recorriendo el predio, tomando sol en la playa y jugando a la pelota. Unas horas más tarde otra lancha nos vino a buscar y nos llevó hacia el museo de arte, donde, además de observar las diferentes exposiciones, admiramos la arquitectura del antiguo casino y hotel.

Terminando el día fuimos al icónico puerto de frutos. Desafortunadamente, por ser día de semana, sólo unos pocos puestos estaban abiertos. Ahí nuestra profesora de geografía nos contó acerca de la historia del lugar y cómo se fue transformando a través de los años, a causa de las diferentes situaciones que fue atravesando el país.

Para algunos fue la primera vez que visitaron el Tigre y para otros, como yo, que ya lo habíamos conocido, pudimos disfrutar de una nueva experiencia al pasar el día en una de sus islas.

Lo que más me gusta de éstas salidas es revivir los sucesos y aprender de ellos en forma directa, relacionándonos con el ambiente que nos rodea. En el colegio, en cambio, te los pueden contar, pero ver y sentir la historia de un lugar tiene un gusto diferente. Lo que aprendimos se relaciona con particulares recuerdos de ese día. El clima que se vivió durante la jornada fue de tranquilidad, felicidad y despreocupación.

Siendo éste mi último año de secundaria, lo disfruto al máximo, sabiendo que se convertirá en esas memorias que me harán volver a estos momentos atesorándolos con alegría, anhelo y hasta melancolía.

Cada día vivido en el Arzruní es una oportunidad de aprendizaje, no solo relacionada con las materias curriculares, sino con el vivir el día a día. En lo personal, esta no fue una excepción.

Merlina Cozzolino

Alumna de 5° año
Colegio Armenio Arzruní

Tags

Argentina
Arménia y Diáspora