Noticias en idioma armenio

Crisis en Armenia: Renunció el primer ministro Hovig Abrahamian

El presidente Sarkissian nominó a Karén Karapetyan

serge_hovik_Karen

Ereván (Diario Armenia y otras fuentes).- Luego de varias semanas de desarrollados los incidentes protagonizados por el grupo “Sasna Dzorer” que en el curso de la toma de un edificio y numerosos rehenes de las fuerzas de seguridad en pleno centro de la capital armenia provocaron la muerte de tres efectivos policiales, el gobierno armenio sufrió la renuncia del primer ministro Hovig Abrahamian.

Foto superior: De izq. a der. Serge Sarkissian, Hovig Abrahamian y el nuevo primer ministro Karén Karapetyan

“Decidí renunciar para que el presidente pueda formar un nuevo gobierno”, anunció Abrahamian, de 58 años de edad, durante una reunión de su gabinete de ministros. “Mi gestión estuvo siempre dispuesta al diálogo con todos los sectores de la sociedad. Hubo resultados positivos, pero la sociedad continúa estando polarizada”, admitió en su mensaje Abrahamian, quien destacó que esa división “impide hallar una pronta solución a los problemas más acuciantes, entre ellos la lucha contra la corrupción”.

El ahora expremier subrayó: “Aún somos un estado en transición donde para poder alcanzar mejoras en el contexto económico social se requieren esfuerzos conjuntos del gobierno y toda la sociedad”. Abrahamian recordó además que Armenia depende en gran medida de las remesas de dinero que ingresan desde la Diáspora por los numerosos trabajadores armenios que emigraron en búsqueda de mejores oportunidades laborales. “Se necesitan nuevas ideas y un nuevo comienzo y por ese motivo decidí presentar mi renuncia y dar al jefe de estado la posibilidad de formar un nuevo gobierno”, destacó.

Abrahamian defendió además la acción del gobierno asegurando que en los últimos dieciocho meses el crecimiento económico armenio había experimentado cambios positivos a pesar de la recesión que sufre Rusia y la fuerte baja de los envíos de dinero provenientes del exterior. También se atribuyó los aumentos de dos dígitos en las exportaciones de Armenia que se muestran en las estadísticas oficiales y dijo que su gobierno puso en marcha proyectos de infraestructura clave en el sector de la agricultura, lo que dará sus frutos en un futuro próximo.

La dimisión se produce tan sólo cuatro meses después de que Abrahamian se comprometiera a intensificar la lucha contra la corrupción, mejorar significativamente el entorno empresarial interno y acelerar otras reformas. El primer ministro citó también los nuevos desafíos de seguridad que enfrenta Armenia como resultado de la intensificación del conflicto de Artsaj. En aquella ocasión, la oposición política y otros críticos de su gestión calificaron esas promesas como un truco publicitario. 

Especulaciones en dirección correcta

Hovig-AbrahamianMuchos medios de prensa tanto de tendencia oficialista como neutrales y opositores especulaban desde hace varios meses con que el jefe de estado Sarkissian podría promover la renuncia de Abrahamian (foto) y varios de sus ministros en un intento por mejorar la difícil situación económica del país y de ese modo atenuar la insatisfacción popular.

Mientras se desarrollaban las protestas populares simultáneamente con la cruenta toma de rehenes, el gobierno ya vislumbraba la necesidad de un cambio de timón. El propio jefe de estado se había comprometido a formar un gobierno de “acuerdo nacional”, poco después de que los asaltantes de la sede policial depusieran sus armas.

Abrahamian había sido designado en su cargo en abril de 2014 en una decisión que muchos analistas consideraron como dirigida a prevenir mayores protestas contra el gobierno que ya se estaban gestando desde la oposición y otros grupos populares. El renunciante primer ministro había sido previamente presidente de la Asamblea Nacional Armenia y también servido como primer ministro adjunto. Abrahamian mantiene estrechos vínculos personales con Gaguik Tsarukian, fundador y exlíder del partido Armenia Próspera que se retirara de la arena política luego de protagonizar un duro choque con el presidente Sarkissian.

Los expertos dudaban de las intenciones del premier de luchar contra la corruptela pues el propio Abrahamian es reconocido como dueño de enormes intereses comerciales que en cualquier otro país le impedirían alcanzar esas responsabilidades de gobierno.

Luego de la dimisión de Abrahamian, también cesaron en sus funciones todos los miembros del gabinete tal como lo manda la Constitución de Armenia. El nuevo gabinete se formará luego de que el candidato propuesto por el presidente reciba el voto de confianza del Parlamento, algo que se descuenta porque el gobernante Partido Republicano ostenta allí una cómoda mayoría.

Sarkissian propone a Karén Karapetyan

El jefe de estado dijo luego de la renuncia de Abrahamian que el gabinete entrante debería embarcarse en reformas radicales que permitan dar “un nuevo impulso al desarrollo económico”. Al anunciar la postulación de Karén Karapetyan como sucesor del premier saliente, dijo que éste se había comprometido a realizar “una gran ola de cambios, diseñados para buscar soluciones para la complicada situación socioeconómica que vive el país”.

“El nuevo gobierno debe restablecer la confianza en las autoridades y encontrar soluciones no convencionales para nuestra economía y la vida pública y con ello reforzar la posición de Armenia en la región”, dijo Sarkissian en una reunión con altos miembros del Partido Republicano. El mandatario afirmó que la prioridad de Karapetyan será la implementación de reformas que mejoren significativamente el entorno empresarial en Armenia.

En el encuentro, donde también se hallaba presente Hovig Abrahamian quien compartió el estrado con su sucesor Karapetyan, se discutieron los “sustanciales cambios” de ministros y altos funcionarios prometidos por Serge Sarkissian.

Una declaración del partido Republicano consignó que la propuesta de Karapetyan consta de dos etapas. “La primera, involucrará a posibles cambios de rápido efecto cuyo éxito podría infundir un poco de confianza y fe hacia el programa, mientras que la segunda parte expondrá una visión para el desarrollo a largo plazo”, dice la nota.

“Espero que Karapetyan ataque a la oligarquía”, dijo Vazkén Manukian

Vazken ManoukianVazkén Manukian, un veterano político armenio que perdiera una elección presidencial a manos de Levón Ter Petrosian en votaciones que muchos observadores calificaron como fraudulentas, dijo que Karapetian debía desafiar a las facciones del propio gobierno y a los empresarios vinculados con él que se oponen a las reformas económicas. Manukian aseguró que si Karapetyan no emprende esa tarea en su gestión, no podrá alcanzar el éxito. Agregó que el nuevo premier debe encabezar la batalla contra la oligarquía que controla los sectores más lucrativos de la economía de Armenia gracias a sus privilegiados vínculos con el gobierno”.

Antecedentes de Karapetyan

Karen-KarapetianKarén Karapetyan tiene 53 años y en los últimos seis años ha vivido en Rusia donde trabajó ocupando altos cargos ejecutivos en diversas filiales del gigante ruso de gas Gazprom.

Antes de ocupar por un corto período de tiempo la alcaldía de Ereván, Karapetyan había logrado la red distribución de gas controlada por esa misma compañía.

 

 

Tags

Argentina
Arménia y Diáspora