Noticias en idioma armenio

“El acercamiento ruso-turco no es un riesgo para Armenia” dijo un asesor de Putin

glazievEreván (RFE/RL).- El actual deshielo entre las relaciones ruso-turca no significa un peligro geopolítico para Armenia, dijo hace pocos días un asesor del presidente de Rusia. Los vínculos entre Moscú y Ankara se deterioraron drásticamente después que Erdogan diera vía libre para derribar el caza ruso en la frontera con Siria en noviembre de 2015. Como inmediata represalia, Vladimir Putin impuso severas sanciones comerciales y turísticas contra Turquía.

Ambos países comenzaron el proceso de nuevo acercamiento luego de que Erdogan enviara una carta de “arrepentimiento” sobre el hecho que causó la muerte del piloto del avión ruso. Putin destacó la acción cuando visitó hace pocos días Ankara donde mantuvo un encuentro con Recep Tayyip Erdogan. Los líderes presidieron el acto de la firma de un acuerdo para construir un gasoducto entre Rusia y Europa. El proceso -de elevado costo- había sido suspendido luego del ataque turco.

El renovado acercamiento ruso-turco despertó temores entre algunos analistas políticos armenios ante la hipótesis que tales acuerdos se intensifiquen tanto con Ankara, como con Bakú, en desmedro a los intereses armenios.

Sergei Glaziev (foto), asesor económico de Putin, rechazó tales especulaciones mientras daba una conferencia internacional en Ereván sobre la asociación euroasiática. “Soy plenamente consciente que esta cuestión es muy sensible para los armenios, pero creo que las preocupaciones respecto de que la renovación de los vínculos ruso-turcos pueda dañar los intereses de Armenia carecen de fundamento”, afirmó el funcionario.

“Los acuerdos firmados recientemente con Turquía simplemente son la prosecución de proyectos ideados hace mucho tiempo”, argumentó Glaziev, agregando que no veía razón alguna para pensar que Armenia se pueda ver perjudicada o que los lazos comerciales de ésta con Rusia sufran cambios.

Turquía mantiene clausuradas sus fronteras con Armenia desde hace décadas y reclama una resolución favorable para Azerbaidján en el diferendo de Artsaj para abrirlas. Ereván rechaza de plano esa imposición por lo que no se prevén cambios en un futuro inmediato.

El canciller ruso Sergei Lavrov hizo referencia a las relaciones armenio-turcas mientras acompañaba al presidente Vladimir Putin en una cumbre de la Organización del Tratado de Seguridad Colectiva (OTSC) en Ereván. El ministro de Exteriores ruso aseguró que Moscú sigue apoyando la incondicional normalización de las relaciones diplomáticas entre ambos estados.

“De todas maneras tenemos la sensación de que el progreso en las conversaciones respecto del conflicto de Nagorno-Karabagh será clave para que Armenia y Turquía reanuden sus vínculos”, expresó Lavrov, citado por la agencia rusa de noticias Tass. El canciller ruso dijo además que Ankara podría desempeñar un “papel positivo” en el proceso de paz entre Ereván y Bakú.

Tags

Argentina
Arménia y Diáspora