Noticias en idioma armenio

El Parlamento armenio aprobó la ley contra la violencia doméstica

En primera lectura y con resistencia de algunos legisladores oficiales

Parlamento-de-ArmeniaEreván (Ruzanna Stepanian y Karlen Aslanian para RFE/RL).-  Luego de un arduo y acalorado debate, la Asamblea Nacional de Armenia aprobó en primera lectura el viernes 8 de noviembre el proyecto de ley estatal para combatir la violencia de género en el país.

El gobierno había impulsado la nueva norma legal a pesar de la resistencia de un sector de sus propios legisladores. La discusión enfrentó a algunas prominentes figuras del Partido Republicano con otros diputados oficialistas que acompañaron la propuesta oficial. Una de las partes –de neto corte conservador- afirmaba que algunas de las disposiciones de la nueva ley socavarían los “valores familiares armenios” tradicionales.

Para avanzar en la aprobación, el Ministerio de Justicia modificó el proyecto de ley original, en particular para dejar en claro que el proyecto no estaba dirigido no sólo para prevenir la violencia doméstica y proteger a sus víctimas, sino también para “reintegrar la solidaridad dentro de las familias”.

Sin embargo, la versión final del proyecto de ley retuvo otras disposiciones significativas. Ahora se exigirá a la policía armenia que detenga la violencia dentro de las familias que amenace la vida o la salud de sus miembros.

Además, las autoridades policiales podrían obligar a un marido violento a abandonar la casa de su víctima y mantenerse alejado de ella hasta por veinte días. Los tribunales armenios podrán extender tales prohibiciones a entre seis y dieciocho meses.

La ley estipula que la violencia doméstica puede ser no solo física sino también sexual, psicológica e incluso económica. Deja en claro también que una “presunción fundamentada” de tales casos de violencia será motivo suficiente para una intervención policial. El viceministro de Justicia, Vikén Kocharian, hizo hincapié en que esto lo haría una unidad especial de policía capacitada para intervenir en estos casos.

Haik Babukhanian, un polémico legislador del gobernante Partido Republicano, acometió contra esta disposición durante el debate parlamentario del jueves sobre el proyecto de ley. “¿Se imaginan a qué podría conducir?”, dijo, advirtiendo sobre posibles errores de la policía.

Kevork Petrosian del Bloque Tsarukian, la primera minoría parlamentaria, se hizo eco de esta preocupación, agregando: “La considero una ley para destruir la paz y la armonía en las familias”, aseguró.

Babukhanian, que publica un periódico conocido por sus comentarios antioccidentales, también denunció otra cláusula que establece la participación de organizaciones no gubernamentales en la protección de víctimas de violencia doméstica.

Samvel Farmanian, otro parlamentario oficial, también habló en contra del proyecto de ley. “Desafortunadamente, esta ley no ayudará a reducir los casos de violencia en las familias. En realidad, puede tener efectos opuestos “, afirmó.

Sin embargo, la Asamblea Nacional controlada por el partido que regentea el presidente Sarkissian respaldó la histórica ley por 73 votos contra 12 y 6 abstenciones. Los votos negativos fueron de los diputados que representan el Bloque Tsarukian, que afirma estar en oposición al gobierno.

Ninguno de los diputados republicanos votó en contra del proyecto de ley. Babukhanian y varios otros republicanos optaron por no estar en el recinto. Gaguik Melikian, la figura número dos en la facción parlamentaria del partido gobernante, defendió la legislación, diciendo que no representa una amenaza para las “familias tradicionales”.

Diputados del bloque opositor Yelk también votaron a favor de la medida. Una de ellas, Mané Tandilian insistió más tarde que la violencia doméstica en Armenia es un problema más serio y profundo de lo que parece.

“La gente no habla de ello porque sucede en sus familias”, dijo Tandilian a RFE/RL”Y para nosotros, la familia es tabú, un ambiente sagrado sobre el cual no nos gusta decir cosas negativas en público”. La legisladora también dijo que los nuevos poderes otorgados a la policía desalentarían la conducta violenta de algunos individuos.

Un alto integrante de la policía armenia abogó por la aprobación del proyecto de ley cuando habló en las audiencias parlamentarias en octubre. Las autoridades registraron 3.571 casos de violencia doméstica entre 2012-2016.

Según el Centro de Recursos para Mujeres de Ereván, más de cincuenta mujeres armenias han sido golpeadas hasta la muerte y asesinadas de otra manera por sus esposos u otros familiares en los últimos cinco años.

 

Tags

Argentina
Arménia y Diáspora