Noticias en idioma armenio

El voto del 1º de Mayo fue una línea divisoria para el movimiento de protesta armenio

El acceso de Nigol Pashinian al poder

velvet_19Ereván (Vahram Ter-Matevosyan para Evnreport).- El 1º de mayo, el pueblo de Armenia y todos los interesados alrededor del mundo ​​en la política nacional se pegaron a sus pantallas de televisión, teléfonos u otros dispositivos para seguir el debate de ocho horas de extensión en la Asamblea Nacional. La Plaza de la República estaba repleta de manifestantes viendo los eventos que se desarrollaban en el parlamento en vivo por la gran pantalla. Todos seguían una de las discusiones más importantes en la historia de la Asamblea Nacional de Armenia desde la independencia. La últimas veces que las sesiones del parlamento (entonces el Consejo Supremo) fueron seguidas por tanta gente fue en los años 1990 y 1991. Sin embargo, a pesar de las expectativas populares, el candidato del bloque Elk no fue elegido primer ministro. La coalición opositora pudo reunir 36 votos adicionales y su candidato, Nigol Pashinian, recibió 45 votos en total, mientras que los republicanos votaron en contra con 56 votos, salvo un legislador que voto positivamente y otro que estuvo ausente.

 Lo que sucedió el 1º de mayo se ha convertido en parte de la historia de Armenia. La grabación en video del proceso electoral es una obligación para cualquier persona interesada en la política. Dejando a un lado los prejuicios, este no era el mismo parlamento que vimos hace catorce días, cuando se eligió al primer ministro en virtud de la constitución enmendada. En aquel entonces, solo había unas pocas preguntas para el candidato y el ambiente era acogedor. Excepto algunas declaraciones críticas de los miembros de la oposición, fue como una caminata en el parque para los republicanos. El proceso de elección tomó cinco horas y el expresidente Serge Sarkissian ganó con una cómoda mayoría. Pero disfrutó de su nuevo cargo solo por seis días.

Las cosas fueron completamente diferentes el 1º de Mayo. El oficialismo sintió la necesidad de mostrar su poder pensando que era la manera de demostrar la “inexperiencia e imprevisibilidad” de Pashinian. Pero lo que todos vieron fue un Pashinian diferente, que contra viento y marea demostró estar bien preparado. Él tenía clara comprensión de las prioridades. Parecía bien informado, tranquilo, visionario y respetuoso con sus oponentes políticos. Vino con un mensaje: puedo ser un estadista y un líder. Sea testigo de mi madurez política y juzgue por sí mismo y de hecho se mantuvo comprometido con ello durante toda la discusión salvo algunas excepciones menores y deslices.

velvet_22La mayoría gobernante vino con un objetivo completamente diferente: destruir la confianza de la gente en Pashinian y demostrar que no era apto para ser primer ministro. Los republicanos rápidamente se dieron cuenta de que su estrategia estaba equivocada, pero carecieron de la flexibilidad para revertir una decisión que habían adoptado de antemano.

Me pregunto cuántos republicanos calcularon las implicaciones de su voto negativo, cuántos de ellos se tomaron el tiempo para sentarse e imaginar cómo sería el día después de su voto intransigente, cuántos de ellos se dieron cuenta de que debían tratar este asunto con guantes de terciopelo en vez de un puño de hierro.

Tanto las declaraciones que formularon, como su exagerada autoconfianza son cuestionables. En lugar de optar por una fórmula probada en el tiempo y buscar un compromiso con la gente en las calles, simplemente la enfurecieron. La mayoría de los republicanos estaban allí para dedicarse a la demagogia, pero un gran número de evidencias mostraron que fue un error. Con la excepción de unos pocos diputados, como Samvel Farmanyan, los republicanos estaban interesados ​​en una sola cosa: destruir la imagen de Nigol. Su reiteración de las mismas preguntas con diferentes matices, destacando reiteradamente la importancia estratégica de Rusia para Armenia, resultó ridícula. Siguieron insistiendo en que Pashinian no lograba convencerlos, sin embargo, estaban predispuestos a este fracaso y solo parecían personajes cínicos.

Mientras tanto, el Bloque Elk también necesita explicar qué esfuerzos se invirtieron en asegurar los votos necesarios de los republicanos. ¿Iniciaron el proceso electoral con la esperanza de convencer a los republicanos durante la discusión? ¿Qué se había hecho de antemano? Necesitaban siete votos de los republicanos para vencer y los líderes del movimiento aseguraban a la gente que los habían conseguido. En una entrevista, Nigol Pashinian dijo que hasta unos treinta republicanos se habían acercado a él para prestarle su apoyo. ¿Qué salió mal? ¿Por qué solo un republicano votó por ellos? ¿Estuvo entre los que se acercaron a los líderes opositores?

velvet_33El radicalismo destructivo de los republicanos en el parlamento promete tumultuosos eventos posteriores a las elecciones. Aquellos políticos que orgullosamente afirmaban que la animosidad que había existido en las calles de Ereván después de cada elección presidencial era cosa del pasado, ahora resultaron estar equivocados. Las calles de Armenia están llenas de personas indignadas cuyas voces han sido ignoradas una vez más. Y si en el pasado el movimiento de protesta se había limitado a las calles centrales de Ereván, ahora se ha extendido por todo el país. La mayoría de los republicanos no han hecho casi nada para evitar la persistente incertidumbre. Con acusaciones ficticias basadas en especulaciones sobre la candidatura de Pashinian, los republicanos no han vuelto a ver el panorama completo. No han comprendido que no se trata de este líder, ya que él es solo una herramienta en manos de la gente. Después de una cierta cantidad de tiempo se darán cuenta de esto, pero ¿no será demasiado tarde? En lugar de fomentar un consenso nacional significativo, en lugar de aceptar sus errores pasados, han complicado aún más las cosas.

Las mentes más tranquilas deberían prevalecer entre los republicanos. Deben reconocer que su ascenso al poder fue en virtud del dinero, la corrupción y otras circunstancias favorables, y es por eso que han tenido que enfrentar incipientes rebeliones. Simplemente permitir que exista una crisis en el país es una lesión a la psique nacional.

Hasta cierta hora del 1° de Mayo, los republicanos podrían haber demostrado que les importaba el país. Había esperanzas de que pudieran evaluar la situación y fueran flexibles. Pero hoy, solo quedan tres opciones políticas para ellos: nominar a su propio candidato, apoyar a un candidato alternativo que sea aceptable para ellos o llevar al país a elecciones anticipadas rechazando una vez más la candidatura de Nigol. De acuerdo con el Artículo 149.3 de la constitución, la segunda vuelta de la votación puede tener lugar después de siete días, lo que significa que por una semana Armenia se verá envuelta en huelgas. ¿Los republicanos no previeron esto? Después de la exhibición de “maestría y supremacía” en la sesión parlamentaria, deberían considerar una cuarta opción, si quieren seguir siendo relevantes para la política armenia, dejar que Nigol sea primer ministro, y permitirle llevar el país a las urnas.

Los republicanos no deben temer a las elecciones bajo el gobierno temporal del “candidato del pueblo”, porque ellos son los que propusieron y apoyaron la nueva democracia parlamentaria. En este sistema, las elecciones se llevan a cabo con más frecuencia que en el sistema presidencial. Los republicanos también deberían aceptar que en una democracia parlamentaria, los gobiernos minoritarios son bastante comunes. No deberían pensar en la alianza Elk como usurpadores. El parlamento actual no refleja los deseos de las personas o la realidad política. Los republicanos deberían tomarse el tiempo para conectar los puntos y actuar en consecuencia.

Una crisis interna a largo plazo es un asunto peligroso, y solo empeorará por los errores que se derivan de ser inflexibles.

Tags

Argentina
Arménia y Diáspora