Noticias en idioma armenio

Israel provee sin pudor armamentos a Aliev

neyaliyevHace pocos días y en ocasión de la visita oficial del primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu a Azerbaidján, su líder Ilham Aliev se vanaglorió diciendo que su país había comprado hasta el momento más de cinco mil millones de dólares en armamentos y pertrechos militares a Israel.

Agregó que la mayor parte de esos contratos ya se habían ejecutado y dejó en claro su satisfacción por el nivel de cooperación entre ambos países. Es más ambos líderes de estado ampliaron el área de cooperación económica planeando aumentar la exportación de gas natural a Israel por medio de un gasoducto que Azerbaidján tiene en construcción y que conectaría ambos países a través de Turquía.

Durante la guerra de cuatro días de abril pasado, Azerbaidján utilizó sus nuevas armas y sistemas estratégicos provistos por Israel, un país que clama por sus derechos, pero que no respeta los ajenos privilegiando sus utilidades en la venta de armas. La supuesta sociedad entre ambos líderes de estado levantó mucha controversia en Israel y también en Irán, aparente “amigo” de los azeríes, pero atento observador de una realidad política que promete más enfrentamientos.

“El apoyo del gobierno israelí a Azerbaidján es inaceptable y vergonzoso. Muchos israelíes se muestran preocupados por la cooperación con una de las dictaduras más oscuras del mundo”, opinó el militante de derechos humanos israelí Yaron Weiss. El activista asegura que muchos de sus connacionales sienten simpatía y solidaridad con los armenios. Agrega que la política de su gobierno es opuesta a los sentimientos de los israelíes y sugiere que las autoridades han trocado sus valores por el dinero.

En Irán también se elevan voces contra la “sociedad” entre Aliev y Netanyahu. Hossein Amir Abdollahian, asesor especial del presidente del parlamento de ese país aseveró que la visita del primer ministro de Israel a Bakú dará lugar a nuevas provocaciones en la región. Algunos analistas iraníes señalan el peligro de que Azerbaidján utilice contra Irán las armas adquiridas a los israelíes.

La llegada de Netanyahu a Azerbaidján ocasionó fuertes protestas en las ciudades de habla turca del norte de Irán.

Con el conflicto de Artsaj en peligro de reanudarse, Armenia está atenta a estos acontecimientos pues sus protagonistas han demostrado que el pudor no es precisamente una cualidad que cultivan. En los últimos tiempos mucho se ha hablado de los nuevos acuerdos militares de Ereván con Moscú. Sin embargo, la mayoría de los expertos asegura que tales convenios sólo contemplarían una agresión directa a Armenia y que Artsaj no entraría en la órbita de esa sociedad militar.

Al mismo tiempo, el presidente Sarkissian alertó en su reciente visita a Artsaj sobre el peligro de la reanudación de los ataques enemigos. Además visitó la línea de contacto y revisó las obras de fortificación llevadas a cabo luego de los episodios de Abril. Muestra de que no se esperan avances en las negociaciones de paz.

Para más, en su reciente discurso en el congreso de su partido, el expresidente Levón Ter Petrosian reivindicó su política con relación a Artsaj proponiendo una plataforma que propugna la concordia, las buenas relaciones y la reconciliación con Azerbaidján. Inentendible, porque al mismo tiempo afirma que si Bakú provoca otra guerra sufrirá una nueva derrota. Y se muestra más confuso aún, cuando dice que Aliev es un líder racional y capaz de “tomar medidas para establecer la paz”.

Como puede verse el mapa de la situación regional es muy complejo, tanto que son muchas las opiniones coincidentes que no auguran un buen año 2017.

Jorge Rubén Kazandjian

 

 

Tags

Argentina
Arménia y Diáspora