Noticias en idioma armenio

Comercio exterior: “Hecho en Armenia”, demostrar el origen del producto tiene beneficios

produccionEreván (Sputnik).- Para poder acceder a exportar a Europa en condiciones preferenciales, los empresarios armenios deben demostrar que sus productos son manufacturados en Armenia.

El viceministro de Desarrollo Económico e Inversiones Karekín Melkonian, dijo que ese requisito es imprescindible para poder acogerse a los beneficios del registro europeo de exportadores REX, al que los industriales armenios tendrán derecho a partir del 1° de enero de 2018.

En el marco de este sistema, para poder hacer una declaración de origen, el operador económico deberá estar registrado en una base de datos gestionada por las autoridades competentes del país beneficiario, convirtiéndose así en “exportador registrado”.

Los envíos que tengan un valor de hasta seis mil euros tendrán derecho al tratamiento arancelario preferencial en sus importaciones en la UE únicamente si van acompañados de una declaración sobre el origen efectuada por un exportador registrado en el sistema REX.

Melkonian destacó que el nuevo sistema reducirá la burocracia y los costos aduaneros lo que redundará en beneficio de los productores.

También se refirió al nuevo procedimiento el primer ministro Karén Karapetian al comentar que los alimentos, bebidas alcohólicas, productos pesqueros, textiles, metales y productos mineros, no necesitarán certificado de origen de las mercancías exportadas.

Apoyo al agro

Los agricultores armenios lograron que sus reclamos sean atendidos por el premier Karapetian cuando el funcionario decidió meses atrás suprimir la importación legal o ilegal de tomates, especialmente desde Turquía. La decisión oficial favoreció a los productores que de esta manera lograron eliminar la desleal competencia que llegaba del extranjero sin control alguno.

“En la actualidad podemos vender nuestros productos a valores reales de mercado y poder de este modo recuperar nuestra economía. También nos ayudó mucho los aranceles preferenciales de la energía sea esta gas natural o electricidad”, aseguró Varuyán Hudedanyan, productor del pueblo de Daraket en la región de Ararat, donde la mayoría de los agricultores logró deshacerse de las deudas bancarias.

Los granjeros del área también producen y exportan pepinos, zapallos y otras hortalizas al mercado ruso. “Para mejorar el volumen de nuestras ventas al exterior debemos lograr mejor calidad y cantidad en nuestros productos agrarios para competir con las exportaciones turcas”, manifestó Armén Simonyan, otro productor regional.

Ambos agricultores señalaron que la mayoría de los problemas no resueltos del sector se debe a que los funcionarios  no son conscientes de sus verdaderas dificultades. “Los empleados del Ministerio de Agricultura deben caminar por el barro para entendernos realmente”, dijo Simonyan.

Tags

Argentina
Arménia y Diáspora