Noticias en idioma armenio

Giro Manoyan: “Nagorno Karabagh debe unirse a Armenia porque jamás fue parte de Azerbaidján”

Reportaje de un periodista azerí al responsable de la Oficina Política del Buró de la FRA

Giro ManoyanLa agencia de noticias azerí Turán entrevistó en Ereván a principios de febrero a Giro Manoyan, integrante del Buró de la FRA-Tashnagtsutiún y titular de la Oficina de Asuntos Políticos de esa organización política. El reportaje fue llevado a cabo por el editor de Turán, Shahin Hachimi. Manoyan respondió en idioma armenio siendo traducido por el periodista Tigrán Hovhannisian. El encuentro tuvo una hora y media de duración y la agencia Turán la edito a su discreción. Algunos pasajes de la entrevista se reproducen irregularmente. La transcripción que publicamos es la traducción de la nota original publicada en la página web de ese medio de Azerbaidján.

Ereván (Turan).- «A fines de enero pasado y por primera vez en su historia, el congreso del partido Tashnagtsutiún se llevó a cabo en Nagorno Karabagh. Significa que para sus militantes la cuestión de Artsaj es una de las más importantes y el partido muestra su decisión de que Artsaj y Armenia sean una sola», manifestó en una entrevista concedida a Turán por Giro Manoyan, integrante del Buró de la FRA-Tashnagtsutiún y responsable de su Oficina Política.

«Nuestra posición es que Nagorno Karabagh debe unirse a Armenia ya que nunca ha sido parte de Azerbaidján y jamás lo será. Nuestro principal objetivo es la consolidación de ese estatus de Karabagh», expresó Manoyan. Según él, Karabagh proclamó su independencia en septiembre de 1991 con un referendo. Dicha consulta popular se desarrolló basada en las leyes soviéticas vigentes. La independencia fue proclamada por Azerbaidján también. Luego del reconocimiento internacional de la independencia de Karabagh, el tema de su unificación con Armenia sólo será de naturaleza técnica, opinó el líder tashnagtsagán.

¿Cómo puede lograr esto la parte armenia si la comunidad internacional de jure reconoce a Karabagh como un territorio de Azerbaidján?

Manoyan cree que la primera tarea es lograr el reconocimiento de la independencia por varios países. Esto daría motivos para que Karabagh sea considerado como un sujeto de derecho internacional y ese hecho Azerbaidján no lo podría impedir. A continuación la cuestión del reconocimiento de Karabagh será sólo cuestión de tiempo asegura el político armenio. «Muchos países han reconocido la independencia de Kosovo, que se ha convertido en una entidad internacional, a pesar de las protestas de Serbia», dice Manoyan.

¿Qué parte de la sociedad armenia quiere que Karabagh se una a Armenia?

Manoyan responde a esta pregunta así: «La posición del Congreso Nacional Armenio (el partido de Levón Ter Petrosian) sobre este tema no coincide con la nuestra. Sin embargo, en las recientes elecciones parlamentarias no recibieron el apoyo del pueblo. Al mismo tiempo, el partido vencedor «Mi Paso», el movimiento liderado por Nigol Pashinian apoya nuestra posición sobre esta cuestión», dice.

¿Por qué el Tashnagtsutiún no logró ingresar al Parlamento?

Manoyan dijo que no solo su partido no pudo obtener bancas en la Asamblea Nacional, sino que tampoco pudieron hacerlo el partido Republicano, los Sasná Dzorer y el Congreso Nacional Armenio. Pero sobre este tema la opinión de la inmensa mayoría de las fuerzas políticas y la población de Armenia es coincidente, sólo existe una pequeña parte de los políticos armenios que no apoyan la unión de Karabagh con Armenia. En particular, esta es la posición del Congreso Nacional Armenio. Manoyan sostiene que la mayoría de los armenios apoya la anexión de Karabagh.

¿Los armenios tienen la intención de luchar para lograr estos objetivos?

El líder tashnagtsagán entrega una respuesta inesperada al interrogante Argumenta que el estado de ánimo de la sociedad azerí es tal que comprende que será imposible el retorno de Karabagh y Bakú. «Será difícil emprender una guerra si tu sociedad tiene esos sentimientos», acota Manoyan. Agrega que en 2001 el gobierno azerí está preparado para reconocer la independencia de Karabagh luego de las conversaciones de Key West. En ese momento también se había planteado la cuestión del reintegro de los territorios lindantes a Karabagh, pero hoy, 18 años después, hablar del retorno de esos territorios a cambio de la independencia no es realista. Hay que aceptarlo», dice Manoyan en tono paternal, mientras esboza una sonrisa.

¿Es posible hoy una versión renovada de Key West, con Karabagh conectada a Armenia a través de Lachín y Najicheván con acceso a Azerbaidján?

«Fue irreal por entonces y lo es más aún hoy», responde de inmediato nuestro interlocutor. Estaríamos nuevamente en conflicto si perdiéramos los territorios cercanos o la propia Karabagh.

Si hay una guerra de nuevo, los armenios perderán los territorios que rodean Karabagh y la propia Karabagh¿No es mejor tomar la decisión de reunirse y arribar un acuerdo?

El dirigente tashnagtsagán dice no excluir ese escenario, pero de inmediato agrega: «De todas maneras, en el primer caso Azerbaidján perdería más territorios», dice.

Luego del cambio de poder en Armenia, las opiniones sobre la necesidad de regresar a la búsqueda de una solución gradual son cada vez más frecuentes. ¿Qué tal realista es que las nuevas autoridades tomen ese camino?

En opinión de Giro Manoyan la administración Pashinian no ha dicho nada de manera oficial. «Todo se basa en dichos y rumores. Pero, al mismo tiempo Ereván insiste en que Karabagh sea parte de las negociaciones, el conflicto no podrá resolverse sin su participación», aclara el entrevistado.

¿Cómo ve el Tashnagtsutiún la resolución del conflicto con Turquía?

“Nuestra posición es que la frontera actual entre Armenia y Turquía es ilegítima. La frontera real fue determinada por Wilson en 1921 y debería pasar por Erzurum, Kars, Trabizon y Van. Hay muchas disputas territoriales similares en el mundo y su existencia no significa que deba irse a la guerra», concluyó Giro Manoyan.

 

 

Tags

Argentina
Arménia y Diáspora