Noticias en idioma armenio

Krikor Attarian: “Me gusta ser parte de una comunidad que integra al otro”

Kiko es Licenciado en Sistemas de Información graduado en la Universidad ORT de Uruguay. La tesis que realizó con sus compañeros se convirtió en su trabajo. AZ Sportech es una de las empresas referentes en el análisis y tecnología aplicada al deporte y es pionera en América Latina. En el Mundial de Sudáfrica se hizo conocida por el buen rendimiento de la Selección Uruguaya que llegó a la semifinal del torneo. AZ Sportech ha trabajado con numerosos clubes de fútbol y federaciones en veinte países así como en la CONMEBOL.

Kiko desde muy chico forma parte de la comunidad armenia de Uruguay. Fue miembro de la Unión Juventud Armenia y de las actividades del club Vramian. Disfruta lo que hace en la comunidad y destaca la integración y el crecimiento que tiene.

—¿Cómo es la historia de tu familia?

—Mis abuelos paternos y maternos llegaron a Uruguay escapando del Genocidio, una historia más de las que nos toca vivir a la mayoría de los descendientes de armenios que vivimos esparcidos por el mundo. Mi abuelo paterno trabajó en la industria del zapato y mi abuelo por parte de mi mamá fue a trabajar a una fábrica de cueros. Después, cada uno pudo abrir su emprendimiento de fábrica de zapatos y almacén.

—¿Cómo surgió AZ Sportech?

—Es un emprendimiento que surgió en 2007 como parte de la tesis de grado de la facultad. Con los compañeros hicimos un programa para hacer análisis de partidos. Fue así que empezamos a movernos para presentarlo en diferentes equipos entre ellos a la Selección Uruguaya en el 2007 y tuvimos la oportunidad que el “Maestro” Óscar Tabárez nos abriera la puerta para empezar a trabajar con la Selección Mayor y luego con las otras selecciones. Eso nos dio una visibilidad importante y abrió las puertas a clubes profesionales de fútbol. A partir de eso empezamos a trabajar primero en Uruguay y posteriormente en el resto de la región con diferentes equipos. Con el correr de los años la empresa se fue desarrollando y elaborando nuevos productos de gestión para clubes profesionales donde por ejemplo, el Club Manager permite hacer todo el registro de los jugadores desde que entran al club hasta que se van: partidos jugados, entrenamientos, datos familiares, datos administrativos, educación, sanidad y nutrición. Se lleva toda la historia y también en videos. Con este producto trabaja en la actualidad River en Argentina.

Un objeto. Kamanchá. La música es un fiel representante de nuestra cultura, siempre está presente en los momentos buenos y malos. El armenio siempre canta y baila.

—¿Cómo es trabajar con Tabárez?

—Desde el 2007 trabajamos con el “Maestro” Tabárez y su cuerpo técnico. Lo que se ve adentro es también lo que se ve desde el exterior. Es una persona muy profesional que respeta el trabajo de cada uno de los que están a su lado. Nosotros aprendemos mucho de él, nos dio la primera oportunidad, confió en nuestra capacidad y nos dejó trabajar.

Después de tantos años de trabajo, la relación humana también acompaña. Él es una gran persona y con nosotros siempre se ha portado muy bien. Los mejores elogios para el Maestro en todos los sentidos.

—¿Cuál es tu visión de Marcelo Gallardo?

—Con Gallardo hemos trabajado cuando dirigió a Nacional de Uruguay. Es un gran profesional con una visión muy amplia. Al día de hoy yo creo que es el mejor entrenador de Argentina después de todo lo que recorrió. No es solamente por los resultados sino que también por el equipo, como lo maneja. Siempre tiene a los jugadores preparados para cualquier tipo de partido. Eso habla del trabajo profesional y de la seriedad con la que él trabaja y sobre todo la capacidad. Desde el principio cuando empezó como entrenador en Uruguay demostró lo que era y hoy en un equipo tan grande como River Plate potencia su capacidad al máximo. Creo que va a seguir creciendo como profesional.

—¿Cómo ves a la comunidad armenia en Uruguay?

—Mi visión de la comunidad armenia de Uruguay es muy subjetiva porque participo en las actividades del club Vramian, Homenetmen y la Unión Juventud Armenia (UJA) en un momento. Estoy muy contento de formar parte de una comunidad que siempre trata de crecer y de integrar al otro. El potencial de los jóvenes está conectado entre sí, o los encuentros que generan cada institución, todo hace que se entiendan colectividades de todo el mundo. También la tecnología es una gran herramienta. Con los diferentes programas, como Birthright, muchos chicos pueden usar ese medio para estar unos meses en Armenia, vivirlo desde adentro. Lo buenos de eso, más allá de su experiencia personal es que cuando vuelven lo vuelcan en las actividades locales. Por ese lado creo que vamos avanzando y estoy muy contento de participar de la familia que es el club Vramian y todo lo que es Homenetmenagan. Siempre se puede mejorar pero no hay nada para criticar de la comunidad.

Sofía Zanikian
Periodista
sofi.zanikian@outlook.com

Tags

Argentina
Arménia y Diáspora