Noticias en idioma armenio

Piden al gobierno que no usufructúe los hechos de violencia de 2008

Reclamo de la oposición

protesta-1-de-marzoEreván (RFE/RL y otras).- Gevorg Gorgisian, diputado opositor por Armenia Luminosa, aseguró que el gobierno no debería usar el próximo 11º aniversario de los hechos de violencia ocurridos luego de las elecciones de 2008 con fines políticos.

El primer ministro Nigol Pashinian instó el jueves a sus seguidores a unirse a él el próximo 1º de marzo para marchar por el centro de la ciudad, para conmemorar el aniversario y presentar respeto a las diez personas fallecidas en los enfrentamientos entre las fuerzas de seguridad y los manifestantes de la oposición.

Pashinian afirmó que la movilización estará dirigida contra la violencia, la manipulación de votos, la corrupción y los abusos. “Sus participantes también mostrarán su compromiso con la democracia en Armenia”, agregó en una transmisión de Facebook.

Los representantes de los dos partidos de la oposición con presencia en el parlamento expresaron que depositarán flores en el lugar del acontecimiento, pero no confirmaron si se unirán a esta marcha organizada por el oficialismo.

“Todavía no hemos discutido el tema de unirnos o no al evento que impulsa Pashinian”, explicó Gorgisian. Aun así el legislador aseguró que aún no entiende el propósito y la razón de éste: “Personalmente no creo que sea necesario volver a convertir este día de luto en una demostración de fuerza o en un espectáculo político”.

Armán Apovian, un destacado parlamentario de Armenia Próspera, tampoco se mostró muy interesado por la convocatoria del premier: “Lo más importante es que todos nos abstengamos de politizar este día”.

En aquel momento, luego de la votación de 2008, Levón Ter Petrosian, el principal rival de Sarkissian en las urnas, se negó a admitir la derrota, alegando la existencia de fraude. Miles de sus simpatizantes, organizaron protestas que fueron fuertemente reprimidas por las fuerzas de seguridad, dejando el trágico saldo de ocho civiles y dos policías muertos.

Las antiguas autoridades armenias acusaron a la entonces oposición de organizar los “disturbios masivos” en un intento por tomar el poder. Decenas de personas, incluido el propio Nigol Pashinian, fueron encarceladas posteriormente por cargos relacionados.

Sin embargo, luego de la “Revolución de Terciopelo”, el Servicio de Investigación Especial (SIS) cambió por completo la versión oficial, imputando ahora al expresidente Robert Kocharian de usar ilegalmente a las fuerzas armadas contra los manifestantes.

El exmandatario fue arrestado en diciembre, cinco meses después de ser acusado de derribar el orden constitucional. Desde el Partido Republicano condenaron este procedimiento, asegurando que Pashinian lo hace por una “venganza personal” en su contra.

Algunos analistas creen que el mitin político promovido por el primer ministro será utilizado por este como tribuna política desde donde lanzará nuevas propuestas buscando lo que el mismo llama “consenso popular”. Otros recuerdan que Pashinian fue considerado por entonces como uno de los responsables de las protestas callejeras, cargo por el que estuvo detenido por largos meses. Ahora dicen, el premier quiere cobrarse “revancha” de sus adversarios políticos mandándolos a la cárcel.

Tags

Argentina
Arménia y Diáspora