Armenia, entre Irán y Estados Unidos

10 de enero de 2020

El periodista Raffi Elliott, corresponsal de Armenian Weekly en Ereván, realizó un análisis sobre la situación de Armenia en medio del actual conflicto entre Irán y Estados Unidos.

"A pesar de las reiteradas afirmaciones de neutralidad de Ereván en cualquier posible conflicto entre Estados Unidos e Irán, en Armenia muchos temen que debido a la proximidad geográfica y los lazos económicos con Irán, el país ciertamente se vea afectado por cualquier hostilidad en la región. Tanto Irán como Estados Unidos son el hogar de minorías armenias muy grandes", explicó Elliott. La comunidad armenia de Irán, con más de 400 años, cuenta con un estimado de 100.000 personas en Teherán, Isfahan y Urmia con más comunidades rurales extendidas a lo largo de la frontera con Armenia.

El primer ministro armenio, Nikol Pashinyan, pidió en un mensaje desde sus redes sociales que los líderes de Irán y Estados Unidos "se abstengan de tomar medidas que agraven la situación ya tensa en nuestra región y las relaciones internacionales", luego del asesinato del general iraní Qassem Soleimani a manos de un drone del ejército estadounidense. El canciller Zohrab Mnatsakanyan expresó sus condolencias a su homólogo iraní Mohammad Javad Zarif, sin condenar el ataque de Estados Unidos.

El secretario del Consejo de Seguridad de Armenia, Armen Grigoryan, manifestó que esperan "que en los próximos días haya una calma general". Cuando se le consultó sobre la posibilidad de que Armenia sea la mediadora entre Estados Unidos e Irán, Grigoryan replicó que no se había discutido esa opción. "Por supuesto, queremos que el conflicto se resuelva lo más rápido posible. Estamos preparados para llevar adelante cualquier opción que ayude a mitigar el conflicto tanto como sea posible", dijo el funcionario armenio, días después de que Irán atacara dos bases estadounidenses en Irak.

"El llamado del presidente Donald Trump para destruir los sitios culturales iraníes también generó preocupación por la seguridad de los íconos culturales armenios de valor incalculable a lo largo del país, incluidos los monasterios de Saint Stepanos y Saint Thaddeus, ubicados justo al cruzar la frontera de los actuales Armenia y Nueva Julfa. Muchos iraníes han recurrido a las redes sociales para compartir fotos de los puntos de referencia culturales e históricos de renombre mundial del país, incluidos los sitios armenios", relató el periodista Raffi Elliott.

"Irán también es un importante socio comercial armenio, así como una ruta vital para casi un tercio de los productos armenios que se dirigen a los mercados internacionales debido al actual bloqueo ilegal de dos fronteras internacionales por parte de Turquía y Azerbaiyán por el conflicto no resuelto de Nagorno Karabaj. La facturación comercial entre los dos países alcanzó los 364 millones de dólares el año pasado a pesar del cumplimiento reticente de Armenia con las sanciones estadounidenses impuestas a los activos iraníes. Armenia también ha sido la voz principal dentro de la Unión Económica Euroasiática liderada por Moscú para estrechar los lazos económicos con Irán, incluso encabezando la ratificación de un histórico acuerdo de libre comercio a principios de este año", explicó el analista. En ese sentido, contó que la Embajada de los Estados Unidos en Ereván anunció que suspendería temporalmente todos los servicios de visa y consulares para ciudadanos iraníes. "La Embajada en Ereván ha servido tradicionalmente a los iraníes, siendo la misión diplomática estadounidense más cercana a Irán desde que se cerró la instalación de Teherán tras la Revolución iraní de 1979."

Compartir:

Comentarios