Noticias en idioma armenio

Estados Unidos levanta las sanciones contra Turquía a cambio de un cese al fuego en Siria por 5 días

El vicepresidente de Estados Unidos Mike Pence confirmó que su nación y Turquía acordaron un cese al fuego por cinco días en Siria, a días de la invasión turca y de sus ataques a la población kurda.

De acuerdo a lo anunciado, a cambio del freno de las hostilidades, Washington no impondrá nuevas sanciones a Turquía. “Una vez que se haga efectivo el cese al fuego, el presidente Donald Trump ha accedido a levantar las sanciones económicas que fueron impuestas el lunes 14 de octubre”, detalló el funcionario en una conferencia de prensa.

Según explicaron desde la Casa Blanca, esta pausa permitirá la retirada de las fuerzas kurdas del YPG (Unidades de Protección Popular) de la parte norte de Siria, zona que el ejército turco comenzó a invadir el miércoles 9 de octubre, precisamente luego de la salida de las tropas norteamericanas.

“Será una pausa en las operaciones militares durante 120 horas mientras Estados Unidos facilita la retirada del YPG de las áreas afectadas en la zona segura. Una vez que se haya completado, Turquía ha acordado un cese al fuego permanente. Estados Unidos trabajará con Turquía y con los países de todo el mundo para garantizar que la paz y la estabilidad estén a la orden del día en esta zona segura en la frontera entre Siria y Turquía”, agregó Pence.

Este alto al fuego ocurre luego de que se filtrara una llamativa carta que el mandatario estadounidense le envió a su homólogo Recep Tayyip Erdogan, en la que le pedía que no sea «un tonto» y a su vez advertía: «No querés ser responsable de la matanza de miles de personas, y yo no quiero ser responsable de la destrucción de la economía turca. Y lo haré».

Pese a las continuas amenazas por parte de Trump luego de que él mismo decidiera el retiro de sus tropas de la región, con este acuerdo Turquía consigue lo que buscaba desde un primer momento, controlar la parte norte de Siria y desplazar a las milicias kurdas. A su vez, el gobierno de Erdogan intenta trasladar hacia este “corredor de paz” –que ya había sido pactado con Estados Unidos hace meses– a los casi tres millones y medio de refugiados no kurdos que viven actualmente en su territorio.

Aun así, cabe destacar, que pese a que Pence confirmó que ya hablaron con los líderes del YPG, estos todavía no emitieron ninguna declaración pública en la que confirmen su retirada de la zona.

Tags

Argentina
Arménia y Diáspora