Azerbaiyán continúa atacando Armenia y recibe el apoyo de Turquía

13 de julio de 2020
Uno de los drones de Azerbaiyán derribados en Armenia.

Un grupo de soldados azerbaiyanos intentó atravesar la frontera  de Armenia, en la provincia de Tavush, con un jeep militar UAZ, para luego atacar un puesto fronterizo armenio con artillería el domingo 12 de julio. El ejército armenio repelió el ataque que derivó en cuatro soldados azerbaiyanos muertos. Azerbaiyán continuó los bombardeos contra Armenia durante el resto del día que se extendieron hasta la mañana del lunes 13, día en el que se registraron bombardeos contra la población civil de la aldea de Movses, también en Tavush.

Anna Naghdalyan, portavoz de la Cancillería de Armenia, condenó “en los términos más enérgicos las violaciones al cese del fuego por parte de las fuerzas armadas de Azerbaiyán”. “Recientemente, la parte azerbaiyana, en contradicción con los pedidos de los Copresidentes del Grupo Minsk de la OSCE de fortalecer el cese el fuego al abstenerse de acciones provocativas y retórica belicista, recurre constantemente a las amenazas del uso de la fuerza y ​​la escalada militar. El liderazgo político-militar de Azerbaiyán tiene plena responsabilidad por las consecuencias de la acción provocativa emprendida en medio de estas amenazas”, señaló la Cancillería armenia.

Mientras tanto, el ministro de Asuntos Exteriores de Armenia, Zohrab Mnatsakanyan, habló con el Secretario General de la Organización del Tratado de Seguridad Colectiva (OTSC) Stanislav Zas y, más tarde, con el canciller ruso, Sergey Lavrov.

Por su parte, el primer ministro Nikol Pashinyan afirmó que las autoridades de Azerbaiyán tenían un “desprecio flagrante” por las vidas humanas de su propio pueblo, sino “no enviarían a sus propios soldados para llevar a cabo operaciones condenadas al fracaso”.

La situación continuó con nuevos ataques de morteros por parte de Azerbaiyán contra la aldea de Chinari. El ejército armenio anunció que derribó varios drones de combate azerbaiyanos.

Tanto las Cancillerías de Azerbaiyán como de Turquía emitieron comunicados acusando a Armenia de haber atacado Azerbaiyán, a pesar de que los combates fueron en el propio territorio armenio y hubo evidencias de ataques contra poblaciones civiles. “El 12 de julio, el Ministerio de Relaciones Exteriores de Turquía emitió una declaración en la que la parte turca no solo expresó su apoyo incondicional a Azerbaiyán, sino que justificó el uso de la fuerza por parte de Azerbaiyán en la frontera armenio-azerbaiyana y también difundió información totalmente falsa. Los intentos de Turquía de intervenir en los conflictos en sus regiones vecinas ya han socavado la seguridad y la estabilidad de la región”, respondió la Cancillería armenia.

El Buró de la Federación Revolucionaria Armenia (FRA-Tashnagtsutiún) emitió un comunicado en el que denunció que “la República de Turquía expresa abiertamente su apoyo a los intentos de invasión de Azerbaiyán, demostrando una vez más el arraigado racismo y odio de su gobierno”. “Hacemos un llamado a la comunidad internacional y les pedimos que no solo emitan sus habituales declaraciones ambiguas, sino que comprendan claramente la agresión de Turquía y Azerbaiyán y propongan las medidas necesarias para evitar una calamidad”.

Los Copresidentes del Grupo de Minsk de la OSCE (Rusia, Estados Unidos y Francia) emitieron un comunicado en el que evitaron responsabilizar a Azerbaiyán de haber comenzado los ataques. “Las partes se acusaron mutuamente de iniciar la lucha. Los Copresidentes del Grupo de Minsk condenan las recientes violaciones del alto el fuego y exhortan a las partes a que tomen todas las medidas necesarias para evitar una mayor escalada, incluso mediante el uso de los canales de comunicación directa existentes entre ellas”. Días antes, el propio presidente de Azerbaiyán, Ilham Aliyev, dijo que la mediación en el conflicto de Artsaj “no tiene sentido”.

Compartir: